3 dic. 2010

¿Por qué son Blancas las Sábanas de los Hoteles?

sábanas hoteleras blancas
Aunque las últimas tendencias en moda intentan sustituir el blanco por colores y tonos más oscuros, el blanco sigue ganando por goleada. Veamos los motivos.

En un hotel las cosas no sólo tienen que estar limpias sino, que además, el cliente así es como tiene que percibirlo. Por ejemplo, ¿Cómo saber si el baño de nuestra habitación está desinfectado? La camarera de pisos tiene la certeza de que efectivamente está desinfectado porque utilizó un desinfectante cuando realizó la limpieza, pero ¿Cómo se le trasmite ese mensaje al cliente?

En marketing hay dos conceptos llamados Calidad Técnica y Calidad Percibida. Que duda cabe de que el mejor método para averiguar si el baño está desinfectado sería tomando una muestra y que un análisis en el laboratorio nos revelara si hay bacterias o no. Esto sería un ejemplo de Calidad Técnica, es decir, aquella que se puede medir de manera objetiva.  Sin embargo, el cliente, para llegar a la conclusión de que el baño está limpio, tiene que basarse en la información que percibe a través de los sentidos. Es lo que llamamos Calidad Percibida. De esta forma, al entrar en un baño donde no se ven manchas ni pelos, huele bien, y además en el inodoro hay un precinto que dice "desinfectado", nuestro cliente percibirá que ese baño está limpio.

De igual manera, no es lo mismo que tanto en el baño como en la cama, la ropa sea blanca o de color. La ropa blanca tiene muchas ventajas, pero la fundamental es que es un gran aliado, tanto en términos de calidad técnica como percibida. En calidad técnica porque puede lavarse a altas temperaturas utilizando potentes desinfectantes sin que el color sufra o se deteriore, lo cual nos asegura una limpieza y desinfección total.  Por el lado de la calidad percibida, hay que tener en cuenta que el blanco no engaña, y cualquier tipo de mancha por pequeña que sea, sería fácilmente detectable. Por lo tanto, el cliente  percibirá un tejido de aspecto pulcro e impoluto. 

Otros recursos que se utilizan en los hoteles con el fin de potenciar la calidad percibida es el uso de ambientadores, o presentar los vasos en bolsas de plástico herméticamente cerradas. El objetivo no es otro que el de comunicarle a nuestro cliente que puede estar tranquilo, ya que se encuentra en un espacio limpio.

Más información en nuestra página en Facebook

Protected by Copyscape Web Plagiarism Scanner

28 nov. 2010

Cómo se hacen las Camas en los Hoteles

camarera de pisos haciendo la cama en un hotel
¿Cuál es el truco para que la cama no se deshaga mientras dormimos y así evitar amanecer con los pies destapados?

En el Hotel Olympia una de sus camareras nos lo explica en el vídeo que he puesto más abajo.  

No obstante, primero quiero recordar que para dormir cómodamente es conveniente estirar muy bien las sábanas, tanto la bajera como la encimera, para evitar arrugas, ya que además de ser molestas, dan a la cama un aspecto muy poco estético. El otro punto clave es hacer el pliegue en las esquinas de la manera en la que ella lo explica en el vídeo.

El resto se consigue con un poco de voluntad y mucha práctica.




Más información en nuestra página en Facebook

Temas relacionados:
Mejorar los Procesos en los Hoteles


Protected by Copyscape Web Plagiarism Scanner

17 nov. 2010

La Importancia de la Cama en los Hoteles

cama hotelera
¿Qué es lo que más valoráis dentro de un hotel?
¿El diseño?, ¿La atención recibida?, ¿Tal vez el número de estrellas? ...
Pués bien, según los resultados de una encuesta, parece que nada de todo eso es lo más importante, ya que, a la hora de la verdad, lo que más valoramos cuando nos alojamos en un hotel es el descanso.

Afortunadamente los que trabajamos en el sector hotelero somos conscientes de la importancia de este aspecto, y siempre nos hemos esforzado por lograr el máximo grado de descanso y comodidad para nuestros clientes. Por este motivo, en los últimos años la cama ha ido adquiriendo un mayor protagonismo dentro de la habitación. No en vano, la base de un buen descanso son: el silencio, una adecuada temperatura en la habitación y un buen colchón.

La cama en los hoteles ha mejorado no sólo en calidad, sino también en tamaño y desde la incursión de los edredones nórdicos, en modernidad. En la actualidad es posible dormir en una cama de 2x2 sin necesidad de alojarse en un hotel de cinco estrellas, ya que son muchos los hoteles de categoría inferior que también la ofertan.

Entonces, ¿Cómo es la cama en un hotel? Depende fundamentalmente de la categoría del mismo pero en general podemos distinguir cuatro tipos de camas:
  • Cama Individual: como su nombre indica, es la utilizada en las habitaciones que van a ser ocupadas por una sóla persona y suele tener un tamaño de entre 90-100cm.
  • Cama de Matrimonio: se utiliza en las habitaciones dobles y mide 1,35cm.
  • Cama Queen Size: Para habitaciones dobles, su tamaño es 1,50cm.
  • Cama King Size: se utiliza en los hoteles de lujo y su tamaño es 2x2. Es la super cama por excelencia. 
Las dos primeras clases se usan mayormente en hoteles de una, dos y tres estrellas. En los hoteles de cuatro estrellas el tamaño de la cama es mayor, reservándose la King Size para las suites. Mientras que en los hoteles de cinco estrellas predomina la King Size.

Más informacón en nuestra página en Facebook

Temas relacionados:
Como se hacen las camas en los hoteles

Tipos de habitaciones que hay en un hotel

Protected by Copyscape Web Plagiarism Scanner

12 nov. 2010

Cómo se Limpian las Habitaciones de Hotel

equipamiento para limpiar las habitaciones de los hoteles
Este es un ejemplo de una habitación de salida 

Cuando un huésped entra en la habitación del hotel por primera vez, difícilmente podrá imaginar que apenas unos instantes antes de su llegada la habitación tenía un aspecto completamente diferente. La transformación de patito feo en cisne se la debemos a las camareras de pisos o mucamas, que son las encargadas de que todo esté a punto en el momento de nuestra llegada. Si además, la sensación que tenemos al entrar es la de que somos los primeros en estrenarla, es decir, no parece que la habitación haya sido usada con anterioridad, es señal de que el equipo de pisos ha logrado su objetivo.

Vamos a describir paso a paso como se consigue transformar una habitación de hotel desordenada y sucia, en ese lugar acogedor, limpio y agradable, que será nuestro espacio íntimo durante toda nuestra estancia.

Lo primero que hay que hacer cuando entramos en una habitación es abrir las ventanas para ventilar bien y tener una buena iluminación. A continuación, se retira todo lo que el cliente haya dejado y que no sirve, si encontramos algo de valor como ropa, o algún objeto, se lo entregaremos a la gobernanta o a la persona encargada de los objetos olvidados. Todo lo demás se tira a la basura.

Seguidamente, quitaremos toda la ropa de cama que ha sido usada. En el baño haremos lo mismo con las toallas usadas. Generalmente la ropa sucia se mete en unos sacos especiales para ser llevados a la lavandería. Ahora la habitación ya está lista para empezar con la limpieza. De como procedamos depende del número de camareras disponibles para hacer la habitación. Si hay sólo una camarera un modo de proceder es el siguiente: empezará por el baño, así dará más tiempo a que se ventile bien la habitación y sobretodo el colchón.

En el baño se precede de la misma manera que en la habitación, es decir, primero "desmontaremos" todo antes de empezar a limpiar, así quitaremos la bolsa de la papelera y aprovecharemos para tirar en ella toda la basura que veamos, incluidos los botes usados de champú, gel etc. También retiraremos las toallas usadas. Ahora ya podemos empezar con la limpieza, para ello usaremos un estropajo húmedo que no raye, para no estropear la cerámica. Utilizaremos también un desinfectante para asegurarnos de que todo quede además de limpio libre de gérmenes. Esto es especialmente importante en el inodoro, donde es conveniente usar un producto más potente, dejándolo actuar durante unos minutos antes de limpiar y aclarar bien, para asegurarnos de que quede bien desinfectado. Después de haber fregado y aclarado los lavabos, la bañera o la ducha y la mampara, se seca todo con un trapo. Terminaremos limpiando los espejos con limpiacristales o con una bayeta bien escurrida, que habremos mojado previamente en agua caliente, y repasaremos todos los elementos metálicos como  los grifos, tirador de la cisterna etc, para que queden brillantes. Ahora es el momento de colocar las toallas en los toalleros y los productos de higiene o amenidades en su lugar correspondiente. También colocaremos una bolsa limpia en la papelera. 

Ya tenemos el baño casi listo (nos quedaría el suelo), con lo que podemos empezar con la habitación. Haremos en primer lugar la cama, poniendo ropa de cama limpia. Ahora ya podremos empezar a limpiar. Es importante que la limpieza se haga en sentido circular, empezando siempre por uno de los extremos de la habitación, de este modo, nos aseguramos de que no nos dejamos nada sin limpiar.  Limpiaremos el polvo al mobiliario (incluidos el interior de los armarios y cajones),  así como a las lámparas, zócalos, molduras (si las hubiera), marcos de las puertas etc. Utilizaremos un producto especial para madera o un multiusos en su defecto. También limpiaremos las ventanas y los cristales de las mismas con una bayeta mojada en agua bien caliente. Según vamos limpiando hay que ir colocando cada cosa en su lugar: el mando a distancia, los ceniceros etc. Se repone lo que falte: perchas, folios, bolígrafos... Cerramos las ventanas y corremos las cortinas. Ya sólo nos quedaría limpiar el suelo, tanto de la habitación, como del baño. Si el suelo está enmoquetado lo mejor es utilizar una aspiradora que también nos servirá para limpiar el suelo del baño. Si es de madera o gres, podremos ayudarnos de una escoba o mopa. Seguidamente lo fregaremos con la fregona bien escurrida.

Un último vistazo general para comprobar que no nos dejamos nada sin hacer y la habitación queda lista para ser supervisada. Antes de que recepción pueda disponer de ella es necesario el visto bueno de la gobernanta, que será la persona encargada de comprobar que efectivamente, la camarera ha realizado un buen trabajo, y por lo tanto, la habitación está ya preparada para que la disfrute el nuevo cliente.


Más información en nuestra página en Facebook

Temas relacionados:
Cómo se limpia una habitación para alérgicos
Cuando se cambian las sábanas en los hoteles 

Protected by Copyscape Web Plagiarism Scanner